La salud de su hijo incluye el bienestar físico, mental y social. La mayoría de los padres conocen los conceptos básicos para mantener a los niños saludables, como ofrecerles alimentos saludables, asegurarse de que duerman y hagan ejercicio lo suficiente y garantizar su seguridad.

También es importante que los niños se hagan chequeos regulares con su proveedor de atención médica. Estas visitas son una oportunidad para verificar el desarrollo de su hijo. También son un buen momento para atrapar o prevenir problemas.

Sobre este tema